BOTANICA
CATÁSTROFE NATURAL
ENFERMEDADES ENDÉMICAS
INCENDIOS
PARQUES NACIONALES
PLANTAS CARNIVORAS
TAXONOMÍA
TIEMPO GEOLÓGICO

 

 

 

 

Área natural protegida

 

Un Área Natural Protegida es todo ambiente o territorio que, manteniendo su aspecto original sin alteraciones importantes provocadas por la actividad humana, esté sujeto a un manejo especial legalmente establecido y destinado a cumplir con objetivos de conservación, protección y/o preservación de su flora, fauna, paisaje y demás componentes de sus ecosistemas.

Objetivos del Sistema:

Para establecer los objetivos de conservación de un Área Natural Protegida, debemos tener en cuenta tres aspectos fundamentales: qué se quiere conservar, como y para qué.
Las Áreas Protegidas, son reconocidas mundialmente por su importancia en la conservación biológica y consideradas herramientas imprescindibles para:

  1. la preservación de la biodiversidad y la variabilidad genética;
  2. el mantenimiento de procesos ecológicos y la capacidad productiva de los ecosistemas; 
  3. prevenir daños irreversibles en el legado natural común a la humanidad;
  4. brindar escenarios apropiados para la investigación científica, la educación, capacitación, recreación y turismo.

 

Actividades del sistema

Algunas de las actividades que pueden ejecutarse en las unidades de conservación son:

Investigación: La investigación dentro de un sistema de áreas protegidas cumple un papel fundamental para el entendimiento de los procesos ecológicos de los diferentes ambientes de la provincia, y frente a fenómenos naturales periódicos, como por ejemplo inundaciones; brindando conocimientos sumamente valiosos para la toma de decisiones técnicas eficientes. Asimismo estos ambientes encierran un marco apropiado para estudios orientados al manejo y mejoramiento de los recursos forestales, que cumplen funciones de reguladores ambientales y suministran una producción sustentable de madera para distintos usos. Brindan además oportunidades de estudio de especies animales y vegetales, no solo de importancia ecológica, sino con valores potenciales en los rubros alimenticios, textiles, industriales y medicinales; proveyendo también el material genético necesario para mejoramiento de plantas cultivadas y/o planteles en criaderos de fauna silvestre; desarrollo de técnicas para la utilización de insectos controladores de plagas y polinizadores de cultivos en general y montes frutales, estos insectos dependen de las áreas naturales para su existencia.

Turismo: Conforme el ecoturismo se populariza, las áreas naturales protegidas se presentan como una excelente oportunidad para la explotación de esta actividad. Es responsabilidad del ente administrador de cada área protegida definir el tipo de turismo que resulte apropiado conforme a los objetivos las mismas, de manera que se equilibren las actividades de conservación con las netamente turísticas, y apoyar los emprendimientos de propietarios privados de áreas protegidas.

Educación y difusión: Las actividades educativas dentro del sistema estimulan la ponderación de las áreas protegidas en el mantenimiento de los procesos esenciales de los que depende toda forma de vida, crea conciencia sobre la importancia de los recursos naturales, se informa y capacita a la comunidad para su participación activa en la búsqueda de soluciones a los problemas ambientales.
Un buen programa educativo debe realzar la importancia de la integración del ser humano al ambiente que lo sustenta.
La difusión de estas actividades es imprescindibles para que el público en general, así como grupos especialmente interesados tales como el sector educativo en sus distintos niveles y organizaciones ambientalistas, tengan una idea clara de cuál es la función a largo plazo de cada una de las áreas protegidas de la provincia.

 

Categorias de manejo

Categorias internacionales

Criterios de seleccion de áreas